ORACION A LA SANTISIMA VIRGEN PARA AMPARO Y PROTECCION





¡Oh María!
¡Soberana y Señora nuestra!
En vuestro misericordioso
seno me arrojo con confianza,
y bajo vuestra Santa custodia
 pongo sin reserva,
por todos los días de mi vida,
y a la hora de mi muerte:
mi alma, mi cuerpo,
mi esperanza y mi consuelo,
mis penas y mis miserias,
mi alegría y mi felicidad,
para que mis pensamientos,
mis palabras y mis obras
sean dirigidas según vuestra voluntad
y la de vuestro adorable Hijo. 


Amén.+ 

  

Pedir el favor que se desea conseguir.

Rezar tres Avemarías. 

Repetir la oración y los rezos tres días seguidos.
Autor san Luis Gonzaga (Italia, 1568-1591).

No hay comentarios:

Publicar un comentario